La mejor manera de decir te quiero

TheCreativeNet - TheyDrwanandCook

La mejor manera de decir te quiero

Nada de brillantes, de anillos o de flores. Unos macarrones al estilo Gipsy Chef. Detrás del pseudónimo se esconde Pablo Albuerne, una de las 10 apuestas de Miquel Ángel Vaquer (Casa Mariol). Empezó estudiando fotografía pero lo dejó por la gastronomía. Ahora, mezcla un poco de todo. Cocina + audiovisual. Ha recorrido toda España con el programa de TV Cocinando Tour o con Comer, beber, amar de Antena 3. Para él, la mejor forma de demostrar tu amor es conquistando el estómago con unos buenos macarrones. El secreto –dice- es que sepan como los de tu abuela, pero sin tirarte 3 horas en la cocina.TheCreativeNet - Pablo Albuerne

Ingredientes

Macarrones
– 1 cebolla
– Sal
– Chorizo
– 1 taza de macarrones
– Tomate natural triturado o concentrado de tomate
– Ralladura de limón
– 1 taza de agua caliente
– Crema de queso (guarnición)
– Rabanitos (guarnición)

Crema de queso
– Mozarela
– Cualquier trozo de queso que tengáis en la nevera

Instrucciones

Macarrones

1. Cortar una cebolla bien fina y echarla en la cazuela, sin aceite, solo con un poco de sal. Dejar que se tueste a fuego bien cañero.

2. Cortar el chorizo en cuadraditos y echar a la cazuela.

3. Cuando el chorizo haya soltado toda la grasa y la cebolla haya cogido color, echar una taza de macarrones a la sartén.

4. Remover bien para que los macarrones se tuesten y se empapen del sabor del chorizo.

5. Echar el concentrado de tomate o el tomate triturado natural. Es importante que se pegue al fondo sin llegar a quemarse, para que coja ese sabor a sofrito de la abuela.

6. Rayar un poco de piel de limón y echar a la cazuela para darle un toque de frescor.

7. Echar la misma cantidad de agua caliente que de macarrones. Esperar a que hierva para tapar la cazuela. Dejarlo el tiempo que indique el envoltorio de la pasta.

Crema de queso

1. Cortar un trozo de mozarela y meter en un tarro junto al trozo de queso curado (o cualquiera que tengáis por la nevera). Echar el propio liquido de la mozarela y un poco de aceite.

2. Triturar y guardar en la nevera para usar cuando convenga.

3. En este caso, echar la crema de queso por encima de los macarrones. Cortar unos rabanitos bien finos, echarlos por encima de los macarrones y el queso. Y servir.

Foto de portada: thedrawnandcook.com.