La Vitamina C podría curar las infecciones (y por lo tanto, también los resfriados)

La Vitamina C podría curar las infecciones (y por lo tanto, también los resfriados)

Sorry, this entry is only available in European Spanish. For the sake of viewer convenience, the content is shown below in the alternative language. You may click the link to switch the active language.

Sí, Vitamina C, ese nutriente omnipresente en nuestras vidas. Ese que todas las madres obligan a consumir cuando eres un niño a base de una cantidad ingesta de zumo de naranja. Todos sabemos que la Vitamina C es antioxidante, ayuda en el crecimiento y reparación de tejidos, además de con los problemas del corazón. Pero resulta que puede que tenga otros muchos más atributos.

El doctor Paul Marik, jefe de la unidad de medicina pulmonar en la Eastern Virginia Medical School, descubrió que los pacientes que sufren septicemia (una infección grave y generalizada en todo el cuerpo) tienen cantidades indetectables de este nutriente en comparación con otros pacientes sanos. De modo que empezó a tratarlos a base de Vitamina C intravenosa. Tras varios éxitos ha escrito más de 400 artículos en revistas médicas y ha publicado 4 libros.

Si la Vitamina C ayuda realmente a curar infecciones en el cuerpo, puede que el mito de que el zumo de naranja ayuda a curar el resfriado sea real. Una muy buena noticia teniendo en cuenta que existen más muertes causadas por septicemia que por el cáncer de próstata, el cáncer de mama y el Sida juntos.

Pero si algo ha demostrado la historia de la medicina es que todo descubrimiento, al principio, es rechazado. En 1983, por ejemplo, dos médicos australianos descubrieron una bacteria que causaba úlceras, pero no fue hasta dos décadas después que la mayoría de los médicos comenzaron a prescribir antibióticos para tratarla. En 2005, recibieron el Premio Nobel por su descubrimiento.

Foto de Portada de Stephanie Gonot.